Educación para el Desarrollo


Educamos personas, cambiamos el mundo. Para ello necesitamos"Educar en la vida y para la vida".

La FISC, ONG’D de la Compañía de María, posibilita la proyección social y nos permite vivir la solidaridad y el compromiso  más allá de las aulas.

La responsabilidad social y ambiental están muy presentes en nuestra forma de educar, orientada al bien común de las personas, de la humanidad y del planeta en el que vivimos.

A través del proyecto de Educación para el Desarrollo y estrategias competenciales y metodológicas nos implicamos activamente en la construcción de un mundo más humano y habitable.

 

 

Un mundo nuevo para una sociedad nueva se abre paso ante nosotros y nos invita a configurar la convivencia entre “diferentes” como punto clave para mejorar la humanidad. Un hecho incuestionable que nos presenta retos a los que dar respuesta.

Ser conscientes de que nuestros alumnos forman parte de un mundo diverso, dinámico y global, ha permitido iniciar un Proyecto que tiene como objetivo formar mujeres y hombres para ese mundo diferente que nos llega. Nuevas metodologías de enseñanza - aprendizaje y nuevas formas de entender la función docente no persiguen exclusivamente objetivos académicos. Así, en la Compañía de María apostamos por educar en nuestros alumnos una identidad cosmopolita global como una competencia fundamental de nuestra oferta educativa.

El Claustro, liderado por el Equipo Directivo y el Grupo Motor de este nuevo Proyecto, ya está poniendo en práctica estas nuevas ideas en las aulas, basándose en las denominadas llaves o desempeños que pretenden abrir la puerta hacia ese mundo soñado que les invitamos a construir.