Nuestra propuesta pedagógica

INTRODUCCIÓN.

Con más de un siglo de presencia en la ciudad de Logroño, el Colegio de La Enseñanza se ha convertido en un centro educativo de referencia debido a una sólida propuesta que, en continua revisión, contrasta e incorpora las tendencias pedagógicas más novedosas para adaptar su Proyecto Educativo a las necesidades de la sociedad de nuestro tiempo.

Las diferentes metodologías didácticas que constituyen el fundamento de nuestra pedagogía se ven enriquecidas con herramientas y otros recursos que aseguran que nuestros alumnos adquieran las destrezas necesarias para lograr el éxito en escenarios de futuro.

El siguiente decálogo recoge los aspectos más importantes de nuestra Propuesta Pedagógica.

1. En nuestro Colegio enseñamos tomando como referencia un centro de interés que “emocione” al alumno para que su experiencia de aprendizaje le resulte un reto motivador.

2. Un reto que nuestros profesores transforman en un conjunto de Proyectos de Trabajo Interdisciplinares de diferente complejidad, PBL (Aprendizaje Basado en Proyectos), que abarcan desde Educación Infantil, en los que la colaboración de las familias se hace imprescindible, hasta Educación Primaria y Secundaria.

Dichas metodologías se ven respaldadas por las TICs/TACs, Tecnologías de la Información y Comunicación / Tecnologías del Aprendizaje y Conocimiento, a través de diferentes dispositivos y aplicaciones que nos ayudan a contextualizar el aprendizaje con nuestro tiempo.

3. Los diferentes Proyectos enseñan a nuestros alumnos a trabajar tanto en equipo como de forma cooperativa CA/AC colaborando con sus compañeros y   buscando soluciones consensuadas; preparamos líderes de presente y futuro con capacidad de Emprendimiento.

Un alumno cosmopolita y bilingüe que se abre al mundo que le rodea a través del inglés como segundo idioma en varias de las asignaturas del currículum.

4. Además del trabajo cooperativo, el “flipped classroom” nos permite  convertir  a los alumnos en los verdaderos protagonistas del proceso aprendizaje. Nuestros profesores son los guías que facilitan dicho proceso. Esta metodología se asocia de forma intrínseca a la gamificación, una herramienta motivadora para lograr las metas propuestas.

5. En nuestras aulas trabajamos soft skills  (habilidades blandas) como el esfuerzo, la perseverancia y el compromiso como clave del éxito. Asimismo, consideramos que los procesos de aprendizaje son más significativos cuando van asociados a dinámicas que permiten desarrollar destrezas como la creatividad y la capacidad de comunicación verbal y no verbal con el fin de que el alumno se adapte con éxito a la realidad del mundo global en el que vivimos.

6. Nuestros profesores formulan Proyectos multidisciplinares que integran las Inteligencias Múltiples, que ayudan a personalizar el aprendizaje. Nos importa cada alumno  y adaptamos el proceso de de aprendizaje a sus necesidades e intereses.

7. En el Colegio, los profesores trabajan la Metacognición desde el primer año de Educación Infantil hasta Educación Secundaria a través de las rutinas de pensamiento. Queremos que nuestros alumnos, a medida que se forman con nosotros, aprendan a reflexionar y tomar conciencia de la utilidad de lo aprendido y a trasponer sus aprendizajes a situaciones de la vida real.

8. La trasposición de los aprendizajes de los alumnos al contexto del mundo en el que viven ayuda a fomentar en ellos el discernimiento y su capacidad crítica y les prepara para discriminar entre información y desinformación dentro de la contaminación informativa y pseudocultural de la sociedad actual.

9. Nuestros profesores enriquecen los procesos reflexivos desarrollados a través de la metacognición con técnicas de inteligencia emocional y de conocimiento de su propia identidad interior que fomentamos por medio de dinámicas que favorecen el cultivo de la relajación, la interioridad, el mindfulness…

10. A través de contenidos transversales, fomentamos un nuevo paradigma educativo-social para un mundo nuevo a través de la Educación para el Desarrollo (EpD). Por medio de estas tareas, alineadas con las teorías de Aprendizaje-Servicio, el alumno toma conciencia y se responsabiliza de su destino, para contribuir al progreso comprometido e inclusivo de la humanidad y desarrolla así una Identidad Cosmopolita Global.